Finalmente, Mexico.

Después de despedirme, y de emborracharme como loca, llegue a México hace lo que ya parece, una eternidad de días, el 19 de septiembre.

En ciudad de México Llovía. el vuelo tenia que tardar 9 horas y tardo 11, y el taxista se perdió en el trafico de rush hour y estuvimos 4 horas para llegar. dude de mi habilidad de elegir destinos. me fui a llorar, digo, a dormir.

Esta primera etapa de mi vieja la estoy haciendo con mi mama, no por que sea rara (que lo soy definitivamente) si no por que soy una buena hija y le quiero demostrar que no me voy a la boca del lobo.

3 días en mexico y de ahi NYC. a pasear (no todo es trabajo y sufrimiento en este mundo).

y hoy, otra vez Mexico city, esta vez sin lluvia, todavía.

Finalmente, Mexico.